Tú conoces que con la llegada de las lluvias, nuestro cultivo de cacao tiene condiciones favorables para su desarrollo y producción, pero así mismo el exceso de agua nos puede ocasionar la reducción de la rentabilidad.
Por estas razones te invitamos a tomar las siguientes precauciones:
• Evita el autosombramiento de tu huerta, puede ocasionar la pérdida de flores y favorecer el desarrollo de las enfermedades como Escoba de Bruja, Monillia, y Phythopthora entre otras.
• Desarrolla un plan de podas antes del inicio de la época de lluvias, los nuevos brotes pueden verse afectados con Escoba de Bruja, con esto logras una mejor ventilación y evitas un ambiente favorable para la proliferación de enfermedades. Realiza constantemente la eliminación de chupones, ya que estos consumen una buena parte de los nutrientes si permitimos su desarrollo.
• Ejecuta semanalmente una labor de sanidad para eliminar todas las partes enfermas de tu planta, realiza la eliminación de la parte afectada al inicio de la infección
• La práctica de nutrición es importante para la planta ya que incide directamente en la producción de cacao, estará sujeta al análisis del suelo con el cuál logras determinar las deficiencias que corregirás para lograr una buena producción.
• El control de malezas será importante, pero esta labor debe realizarse antes que las malezas entren al proceso de floración, además evitan que sean hospederos de insectos.
• La humedad en el suelo producto de la estación invernal permite realizar resiembras, con ello mejora tu densidad de plantas y mejora la rentabilidad de la huerta.
El éxito de la producción está sujeto a las prácticas cultivables que apliques a tu cultivo, ANECACAO está presto a proporcionar la asistencia técnica que necesites.

Departamento Técnico ANECACAO
Ing. Franklin Borbor Obregón Cell.
Ing. Cristian Noboa Cell. 0991061213